Chistes.-De millonarios

El millonario agonizante quiere hablar por última vez con sus tres hijos y hacerles las últimas recomendaciones antes de irse al otro mundo. -Hijos míos, ya sabéis que siempre fui un hombre precavido, por ello quiero que os repartáis mi herencia a partes iguales, pero con una condición: deberéis depositar en mi féretro un millón cada uno, nunca se sabe lo que me espera en el más allá y total a vosotros no os va a hacer falta esa pequeña cantidad.
Muerto el padre, uno de los hijos se acerca al féretro y deposita un millón en metálico, pasa el otro y hace la misma operación con un millón en oro, finalmente el tercero llega hasta el féretro, saca una pluma, rellena un cheque por el valor de tres millones, recoge lo depositado por sus hermanos y desaparece.
VER MÁS...

por dilam
- 4189 lecturas
chistes millonarios
blog comments powered by Disqus